El arpa de la melodía

el_arpa_de_la_melodia

Mecen y arrullan,

acarician y abrazan…

risas del alma

Recogiendo el alimento

recogiendo_el_alimento.jpg

Manos abiertas

Y abundancia infinita,

Vida y gratitud.

Burbujas

burbujas

Formas livianas

Para soñar y jugar

y no descansar

La gruta

la_gruta.jpg

En una gruta

Oculté mis tesoros…

¡Es su momento!

Conectando con la Tierra y el infinito

conectando_con_la_tierra_y_el_infinito

Entre la Tierra

Y el universo eterno,

Soy puente vivo

Pidiendo perdón a la Madre Tierra

pidiendo_perdon_a_la_madre_tierra.jpg

Quiero ser de mar

y quiero ser de tierra,

ser de la Vida.

 

El sueño

el_sueño

Un dulce sueño

mece mis esperanzas.

¡Vivo sin miedo!

La paz del agua

la_paz_del_agua

Surco a diario

El mar de mis emociones…

¡Y encuentro mi paz!

Entregando conocimiento

 

cropped-001-entregando-conocimiento.jpg

– Entregando conocimiento –

El ángel se siente honrado de ser el intermediario del Gran Espíritu, transmitiendo conocimiento a la chamana, para así ella poder transmitir a los demás esa sabiduría de Amor.

Cuando un ser humano pone todo su corazón y amor en enseñar lo que sabe a otro, desarrolla un sentimiento tan profundo que le transforma en un gran maestro para esa otra persona.  La comunicación que se produce en ese momento entre ambos seres surge del calor del amor que el maestro manifiesta por el alumno, consiguiendo que éste sea consciente de que todo cuanto le está enseñando el maestro es una enseñanza de Vida.

Todo maestro se sirve de sus experiencias, tanto de sus aciertos como de sus errores. Al tiempo que transmite sus conocimientos, permite que el alumno viva sus propias experiencias, con la esperanza de ser útil y de lograr que éste comprenda la esencia de las mismas.

Haciendo por vivir

024

El ángel nos trae un mensaje en favor de la Madre Naturaleza.

Estamos deteriorando todo el ecosistema mermando los recursos de los que dependemos los seres humanos, así como los demás seres vivos con los que compartimos este maravilloso planeta.

Solemos horrorizarnos cuando vemos las devastadoras consecuencias de cualquier desastre natural, nos quedamos sin aliento viendo esas catástrofes, pero no solemos pararnos a pensar detenidamente en todas aquellas acciones humanas que provocan incendios, inundaciones, contaminación, desertificación…

Tiramos sin control plásticos, latas, productos corrosivos, venenos y un sin fin de cosas inventadas por el hombre. ¿Qué pensamos dejar para las próximas generaciones?

El ángel nos pide que trabajemos nuestra conciencia de unidad con todo lo que nos rodea, que desarrollemos sin miedo nuestra sensibilidad y manifestemos el Amor que todo lo crea y todo lo puede.